Rinde protesta, Miguel Ángel Navarro como nuevo gobernador de Nayarit

Martín Aguilar

Al rendir protesta como nuevo gobernador de Nayarit para el periodo 2021-2027, Miguel Ángel Navarro Quintero afirmó que enfrentará deudas bancarias, con los servicios de salud y de educación federales por más de 10,200 millones de pesos, por lo que pidió más recursos a la federación.

 

Ante 32 senadores representantes de todo el país, además de diputados federales, la mayoría de Morena que acudió como invitados a su toma de protesta como mandatario, éste les pidió solidaridad y su voto para tener más recursos para sacar adelante a la entidad.

 

"Apelo a la Cámara de Diputados, échennos la mano. Nayarit necesita más presupuesto. Lo mismo a mis hermanos del Senado, échenme la mano, les pido, por favor", dijo en su discurso a sus excompañeros de escaño.

 

También planteó que los servicios educativos y de salud sean retomados, a la larga, por la federación y exculpó del endeudamiento al gobierno saliente. "No quiero voltear hacia atrás, quiero construir presente y futuro", aseguró.

 

Navarro Quintero, médico de profesión, quien militó en el PRI y en el PRD antes de llegar a Morena, disputó antes la gubernatura, por lo que dijo que ahora, "en mi tercera oportunidad –como me lo dijo el presidente–, me toca llegar a la gubernatura" y convertir a Nayarit para que deje de ser el 'estado invisible al estado invencible".

 

En su discurso, reveló que ya planteó al presidente López Obrador concretar la descentralización en materia de servicios de salud. "No podemos presumir de una descentralización fallida", de los servicios de salud y por eso "él lo ha aceptado", que los servicios estatales de salud, una vez saldados los adeudos, sean absorbidos por el IMSS Bienestar.

 

Esa deuda, que no proviene de la administración saliente, aclaró, sino las anteriores, es de 4 mil millones de pesos, tanto con el IMSS, como con el Infonavit, informó.

 

Además, hay una deuda de largo plazo con la banca por 5,800 millones de pesos y 1,200 millones de pesos se deben a los servicios educativos federales, más 1,000 millones de pesos pendientes de pago al Instituto de Salud para el Bienestar "pero voy a enfrentarla, de algo sirven las canas y las arrugas".

 

"Por eso le he propuesto al presidente, la vanidad, el egoísmo y la soberbia de nada sirven y particularmente en salud. De qué sirven clínicas y hospitales si no sirven… no podemos presumir de una descentralización fallida". 


Share on Google Plus

About .

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.