La OIT asegura que cooperativas son un medio para salir de la pobreza, por lo que urge apoyarlas financieramente: Sánchez Barrios

Martín Aguilar

Con el fin de otorgar un marco legal y proteger las formas de las organizaciones locales, es urgente brindar a las personas que participan en las cooperativas un marco constitucional adecuado, que les garantice no sólo el derecho y la libertad de asociación, "sino también establecer los criterios legales para el acceso a financiamiento público y privado, para otorgar apoyos económicos y en especie a cooperativas de las personas trabajadoras y otras formas de organización productiva".

Así lo manifestó durante la sesión ordinaria de este día la diputada local del PRI, Silvia Sánchez Barrios al proponer adicionar un segundo párrafo del numeral 11, del apartado B del artículo 10 de la Constitución Política de la Ciudad de México, considerando que "las autoridades establecerán los mecanismos de financiamiento público y privado, y otorgarán apoyos económicos y en especie con base en la disponibilidad presupuestal".

Preciso la representante popular del PRI, que estas reformas a la Constitución Política de la CDMX, permitirán hacer de la legislación local un instrumento más claro, más amplio, más incluyente y sobre todo más armónico con los criterios internacionales de los derechos fundamentales, que permita promover un efectivo cumplimiento de los derechos económicos y sociales, como es el derecho al trabajo digno, remunerado y organizado.

"Las cooperativas junto con otras organizaciones como las de los trabajadores de ejidos y comunidades, forman parte de este sector que contribuye al desarrollo de la economía nacional. Los instrumentos internacionales de los derechos humanos, son componentes normativos que fueron adoptados por la Constitución Política de la Ciudad de México, en la perspectiva de construir un modelo de reproducción económico y social que defina el objetivo magno de la sostenibilidad rural y urbana que se estableció en la propia Constitución en lo relativo a 'la Ciudad que queremos'".

Sánchez Barrios agregó, que la Organización Internacional del Trabajo considera que las cooperativas no sólo son importantes como medio para mejorar las condiciones de vida y de trabajo de mujeres y hombres en todo el mundo, sino que también ponen a disposición de los usuarios infraestructura y servicios esenciales, incluso en áreas olvidadas por el Estado y las empresas inversoras.

"Los grupos organizados en cooperativas tienen una probada trayectoria en materia de creación y mantenimiento del empleo, ya que actualmente generan una gran cantidad de puestos de trabajo. Este tipo de organizaciones con la denominación de cooperativas, surgieron con el objetivo de dar respuesta a las carencias y necesidades de una parte de la población que no eran satisfechas por el mercado ni por las instituciones de gobierno".

Dentro de la reforma se destaca, que las cooperativas deberán observar en su funcionamiento los siguientes principios: libertad de asociación y retiro voluntario de los socios; administración democrática; limitación de intereses a algunas aportaciones de los socios si así se pactara; distribución de los rendimientos en proporción a la participación de los socios; fomento de la educación cooperativa y de la educación en la economía solidaria; entre otros.

Finalmente garantizó, que la referida iniciativa busca ayudar a quienes lo necesitan, toda vez que "la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), establece que para romper el círculo vicioso de la pobreza y el hambre, es necesario ayudar a quienes padecen pobreza extrema y hambre a través de programas de protección social bien diseñados que les permitan superar rápidamente esa condición".

Share on Google Plus

About .

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.